Uno Al Mes: Un Juego Mortal. El Juego de Ripper.

Si hoy es el último día (en lo que a
publicaciones en el blog se refiere) de la última semana del mes, hoy tengo que
hablaros de mi #UnoAlMes de este primer mes del año.
Y por aquello de cambiar un poco de
tercio resulta que me he metido de lleno en un thriller, sí ya sabéis que no es
el género habitual de mis lecturas pero por no cambiar mucho lo que hice fue
seguir con una de mis autoras favoritas, Isabel Allende.
No sé si os atrevéis a jugar con “El
Juego de Ripper”… ¿os atrevéis?

“…cada amanecer despertaba agradecido y se dormía preparado para lo peor..”

Thriller asesinatos san francisco

“El Juego de Ripper” de Isabel
Allende
, se publicó en 2014, es su penúltima novela y nació con la intención de
ser escrita a cuatro manos, a medias con su marido también escritor. Lo
empezaron así pero… lo dejaron a la mitad porque corrían el riesgo de formar
parte de la novela, según señala la propia Isabel. Parece que lo de ponerse de
acuerdo en la historia y en la forma de escribir no era nada fácil, así que
mejor cada uno con sus libros y sus proyectos literarios, en pos de mantener a
salvo su relación que a  fin de cuentas
es lo que importa.

Al final Isabel se enfrenta sola a
este peculiar juego y yo creo que, termina ganando la partida.

“Sacaba buenas notas, pero las hermanas, santas mujeres, nunca la vieron estudiar y sabían que pasaba buena parte de la noche insomne frente a su computadora, ocupada en misteriosos juegos y lecturas.”


Sí que hay que reconocer que no es
fácil el principio y eso que arranca en las primeras páginas con el primer
asesinato, pero no, no es sencillo engancharse a la lectura con las rutinas y
las características de todos los personajes que describe Isabel según arranca “El
Juego de Ripper”. La intención es clara: que no descubramos en las primeras
páginas al asesino de este juego.
Por una parte es lógico y
perfectamente entendible pero claro, el riesgo de que se aburra el personal es
elevado.

Familia amor asesinatos lealtad espíritus

Una vez pasada esa primera etapa de
describir circunstancias y características y de enlazar a unos con otros, la
verdad es que la lectura va cogiendo ritmo con facilidad y el final es un buen
final que no he dicho que sea un final feliz pero sí un buen final.

“…uno de esos seres cobardes que se arrastran ante la autoridad, pero que si tienen una pizca de poder, hacen alarde de crueldad. Por desgracia el mundo está lleno de gente de esa calaña.”

Ripper Isabel Allende libro

Me gusta que la protagonista sea una
chica adolescente y que su madre tenga mucho peso en la historia.
Me gusta haber intuido quien podría
ser el/la asesino/a pero me gusta más que me haya sorprendido al menos un poco
al final, sinceramente.

“…cambiar para complacer a un hombre era mucho trabajo; sería más práctico que él buscara una mujer a su gusto…”


Pasión, amor, amistad y sobre todo
lealtad pero también familia, abandono, crueldad sentir que no estás en el
sitio correcto ni en el momento oportuno, asesinatos y por supuesto algunos
toques en algunos momentos de esa espiritualidad de la que hace gala la autora
en el resto de sus libros es sólo una parte de lo que vais a encontrar en este juego pero también hay pequeñas pinceladas de realidad y una parte muy dura que directamente, debo reconocer que leí en diagonal porque… desde que tengo hijos aquello que me hace sufrir de la realidad de otros niños, trato de no tenerlo tan cerca, llamadme egoísta si os parece pero me resulta imposible enfrentarme a ello a pecho descubierto como antes.

Y por supuesto hay más libros en más blogs de amigas-lectoras que también nos cuentan su #UnoAlMes como:
– Teresa volvió a sumergirse en una historia de Pilar Eire, “No Me Olvides”.
– Marta se sintió bien leyendo “Clara y las Abuelas Canguro” de Tania Krätschmar.
– Noelia “desengrasó de la realidad leyendo “No Culpes al Karma de lo que te Pasa por Gilipollas” de Laura Norton.
– Gessamí se atreve con “Mientras Escribo” de Steven King.
– Sonia descubrió como suena “El Lamento del Perezoso” de Sam Savage.
– Marisa ha decidido leer a una lectora que además es autora (de esas tenemos varias en el club..) y se ha metido en el mundo de “Galatea” de Melisa Tuya.
– Y Melisa no se conforma con uno sino que son dos, pero como son en blogs distintos cuentan como uno los dos, no me explico nada, lo sé. Por un lado nos habla de “Justicia Auxiliar” de Ann Leckie y por otro lado, o sea por otro blog, nos cuenta la historia de “Un Perro” de Alejandro Palomas.

Moda Infantil: El Color y el Calor en la Ropa de los Chicos

Días grises y lluviosos y cargados de
niebla y de luz triste y apagada. Días lógicos de invierno que por otro lado ¡ya
iba siendo hora de que llegaran desde hace tiempo!
A esos días grises les viene
estupendamente un poco de color al menos en la ropa de nuestros hijos. En la
nuestra es negociable, eso va en gustos y depende de cómo tengamos el día, los
compromisos, el trabajo… ese tipo de cosas, pero ellos piden color en sus días
y podemos empezar por la ropa.
frío abrigo gorro color calor
¿Cuánto tiempo hace que no vivís un invierno así?
Hoy vengo con esas propuestas que a mí
personalmente me gustan para mis chicos.
Sí, ropa llena de color y sí, ropa
para chicos. Un binomio complicado, muy complicado ¡lo sé!

Hace pocos días tenía lugar la última
edición de FIMI, Feria Internacional de Moda Infantil, con una enorme cantidad
de propuestas para niños y niñas, más para niñas… mucho más para niñas… infinitamente
más para niñas.
¿Por qué?
Pues no lo sé, no termino de
entenderlo.
¿Será porque nos gastamos más en
vestir a las niñas que a los niños?
Pues lo mismo es que nos gastamos
menos por la falta de oferta en el vestuario infantil masculino…
El caso es que me centro en ellos que
en casa tengo “dos colillas” para vestir y blogs y webs con propuestas para
chicas tenéis a montones.
Como os decía antes apuesto por el
color, la comodidad, los tejidos de calidad y el corte chulo, la línea
divertida y desenfadada a la hora de vestir a mis dos chicos.
Por ejemplo, un color que me gusta para su vestuario: el amarillo, en todas sus variantes. Amarillo limón, amarillo más tirando a mostaza, amarillo curry,… le da un toque de luz a los abrigos oscuros por ejemplo.
Una sudadera amarilla o unos pantalones en este “discreto” tono ya parece que le ponen una sonrisa a su actitud. No es el primer pantalón de este color que entra en su armario, la verdad sea dicha y este invierno parece que las propuestas van en ese sentido ¡mira tú qué bien!
comodidad moda infantil invierno
mayoral.com
La calle es el territorio del abrigo, al menos lo era hasta este invierno demasiado cálido a mi modo de ver, y un abrigo rojo le da calor a la calle y al que lo lleva puesto. Este año ElMayor lleva uno muy parecido a este de cuadros (que me encanta, por cierto y no sólo para él..) pero en un tono pistacho perfecto para distinguirle del resto de sus compañeros cuando sale del colegio. 
Calentito y descarado.. en lo que a abrigo se refiere, claro.

invierno moda infantil color calor
experience.dsquared2.com

Abrigo rojo, cordones rojos en las botas y toques de amarillo por aquí y por allí, una combinación en la que queda clara que la infancia es la época más colorida y divertida de nuestra vida. Los gorros no iban a ser una excepción, aunque debo reconocer que los gorros de lana y los cuellos… este año han salido demasiado poco de casa subidos al cabeza o agarrados a la garganta de mis hijos y eso que tenemos unos cuantos.. Estos son ideales ¿verdad?
Como el foulard, que se parece muchísimo al último que ha llegado a casa de la mano de Sticky-Fudge, menos mal que eran dos y se pusieron de acuerdo mis chicos en cual era para cada uno ¿alguien dijo que a los chicos no les gustaba verse guapos?

invierno moda infantil calor color
vivioli.babyfshionlife.blogspot.com

Por si no los conocéis, este era el stand de Sticky-Fudge en la pasada feria de moda infantil “playtime” de París, ya veis que están cargados de propuestas llenas de diseño actual  y elaboradas con tejidos calentitos y amorosos para los más pequeños de la casa.

Sticky Fudge FIMI Madrid Invierno
sticky-fudge

Guapos pero calentitos, eso sí. ¿Vosotras llevabais verdugos cuando eráis pequeñas? Yo sí, pero nunca uno tan chulo como este. Ha sido amor a primera vista. Mis chicos son un poco mayores para el pompón a modo de oreja en lo alto de la cabeza pero para niños más pequeños es una delicia un verdugo como este aunque sí, el cuello lo lleva pelín descubierto ¿no os parece a vosotras?

moda infantil invierno
boysbecool.com

Por propuestas apetecibles no será, en eso estamos de acuerdo, ahora sólo hace falta que ellos se lo pongan, se abriguen, se sientan cómodos en estas prendas y no crezcan demasiado deprisa… para que toda esta ropa chula les sirva durante el mayor tiempo posible ¿verdad?

Madres en Serie: Madre Sólo Hay Una… de Dragones

La tercera entrega de #MamásEnSerie
tenía que tenerla a ella por fin como protagonista. No se podía demorar más su llegada a esta sección ni
su entrada triunfal, con estilo, como ella sabe hacerlo.
Empezábamos hace unos meses hablando de maternidad y
política con “Borgen” y su primera ministra para continuar hablando, hace unas semanas de
maternidad e inmigración de la mano de “Modern Family”, así que más pronto que
tarde teníamos que hablar de la única… madre de dragones de todos los tiempos (que yo sepa…) y
no, no me creo que no la conozcáis aunque no hayáis visto la serie.
Nota de la autora: He tratado de escribir con cierta encriptación pero no sé si lo he conseguido del todo así que lo mismo hay algún que otro spoiler absolutamente involuntario y sin mala intención, lo siento en el alma…

Una maternidad complicada podríamos decir, es la que
desarrolla Daenerys de la Tormenta de la Casa Targaryen, Primera de las de su
nombre, también llamada a veces Mhysa o La que no arde, Reina de Meereen y
Rhoynar, verdadera Reina de los Andalos y los primeros hombres, Khaleesi del
Gran Mar del Pasto y conocida  también como la rompedora de cadenas y lo que nos importa
aquí y ahora: Madre de dragones. 
¡Uff! ¡Será por títulos los que tiene esta
mujer!
En un matrimonio complicado como el
suyo y cuando la cosa parece que se tranquiliza, resulta que Daenerys se queda
embarazada pero aparece que si una bruja por ahí y que si una emboscada por el otro lado y que si el marido de Daenerys,  Khal Drogo queda mal herido, que si Daenerys le pide a la bruja
que le haga un apaño que si al final lo que hace es traicionarla (porque la bruja además es esclava y esas cosas las lleva muy mal…), el caso es
que pierde al futuro hijo y a su pareja, así… de golpe.
Un dramón por muy “verdadera reina de
los andalos” que una sea, por muchos modelazos que se haga una con cuatro retales y por mucho que tenga un tipín estupendo como Emilia Clarke.
madre de dragones madres en serie

El caso es que en una inspiración propia de una historia de ficción como es esta, Daenerys decide que esos tres
huevos que le regalaron hace años tienen que subir de temperatura a ver qué
pasa. No es que se plantee freírlos ni hacer una tortilla, se plantea que quien
quiere una sauna pudiendo tener una pira y allí que va ella con los tres
huevos.
No, todos pensábamos que saldría frita
pero… ¡¡hete aquí el amor de madre!! Surge de las cenizas, de las de la pira,
la Madre de Dragones ¡sorpresa! No se le han chamuscado ni las puntas de la
melena.
Y a partir de ahí ya sí tiene
oficialmente tres hijos a su cargo que sí, son dragones pero bueno otras tenemos
diablillos, bichos o monstruitos a veces y no por eso dejamos de quererles como
madres amantísimas que somos.
Los dragones crecen y pasan de ser
graciosos a ser peligrosos… vamos que están en plena adolescencia, sobre alguno
que ha salido más respondón.
Madres de Dragones Madres en Serie
Ella no sabe qué hacer ni cómo
educarlos si con premios o castigos, opta por esto último con gran pesar de su
corazón e influida por las consecuencias de sus desmanes pero con uno de ellos no lo consigue del todo. 
A los dos castigados les
levanta el castigo a ver si han aprendido algo con él y el rebelde pues… le
sigue queriendo igual que él a ella y así se lo demuestra en cuanto la ocasión
lo exije.
Y llegados a este punto.. ¿vosotras veis mucha diferencia, así contado
con lo que muchas veces nos pasa a muchas madres e incluso padres, en nuestras propias casas y con
nuestros propios hijos? Para que luego nos vengan con milongas de que la
familia solo puede ser una, de una forma y con unos roles determinados… en fin
¡lo que se aprende de maternidad con las series de ficción está por estudiarse
en las universidades! …ahí lo dejo.

ReaLife: La Igualdad se Aprende Ejerciéndola.

Los carnavales están a la vuelta de la
esquina y muchas andáis liadas con la confección de los disfraces o
directamente su localización en el comercio más cercano, de hecho muchas de las
conversaciones, incluso las que se dan en las RRSS tratan sobre ello. 
También es verdad que empezamos hablando de disfraces y la estupidez humana nos lleva a hablar de
discriminación… sí, hasta en esto se ve que no somos iguales las chicas y los
chicos pero… ¿no educamos igual a niñas que a niños?
Mujeres Hombres Educación Infancia Maternidad

Es evidente que en general, como
madres, estamos más concienciadas con la necesidad de la igualdad en nuestra
sociedad. De hecho, sobre ello nos han hablado dos madres experimentadas y
ambas coinciden en el planteamiento igualitario en casa.
Lydia, a quien podéis conocer más y mejor en su estupendo blog, lo tiene muy claro con sus dos hijos, una chica y un chico:
Sobre la pregunta de si educamos
igual a niños y niñas, te diré que en mi caso tengo niña y niño y a día de hoy
los educamos exactamente igual. No hay discrepancias de sexo. Los valores y
responsabilidades son los mismos para los dos
. En casa intentamos que los dos
sean iguales en toro y por tanto, si hay que barrer o limpiar lo hacen los dos.
Cada uno sabe qué tiene que hacer y jamás hay ni habrá un comentario sexista en
ningún sentido.
Así de contundente y así de claro lo
tiene Lydia en casa, con su familia, con sus hijos, con un niño y una niña que
se harán adultos habiendo vivido la igualdad en su casa con toda normalidad.
Real Life Educar Igualdad
Blanca tiene tres hijos y un blog con el que seguro os vais a sentir muy identificadas. Los dos niños algo más
mayorcillos y una pequeña terremoto que ha llegado hace poco a casa y esto es
lo que piensa al respecto:
“Al ser madre de dos ejemplares con
picha tuve miedo, a la vez que muchas ganas de tener una niña porque pensaba
que iba a ser muy distinto de los chicos y yo criada entre hombres que es un
poco como decir que te críen los lobos, pues hay muchas cosas del mal llamado “mundo
femenino” que no entiendo y que no me gustan.
Luego como pasa siempre viene la
realidad y te cambia las ideas.
Hay muchas formas distintas de ser
hombre y mujer y las que acaben siendo tus hijos tendrán mucho que ver con lo
que hayan visto en casa.
Más que educar yo, cuando ellos y ella
lleguen a la adolescencia, estos temas de género los van a sacar en gran medida
de lo que les rodea por eso veo importante darles confianza en sí mismos,
sentido común, paciencia para que no acabemos teniendo disgustos como hijos que
tratan a las chicas como si fueran objetos o hijas que son doce añitos ponen
fotos de su cucu en las redes sociales para que les voten como si esto fuera la
feria del ganado.
Creo que esto se consigue respetando a
cada uno tal y como es desde pequeño, reforzando lo bueno y dándoles seguridad,

haciendo que tengan claro que son únicos y especiales, independientemente de
ser chicos o chicas.
Es inevitable que haya diferencias
pero tampoco las veo tan grandes, en el fondo nos parecemos mucho y todas las
opciones (princesas, superhéroes, bailarinas, futbolistas,…) son igualmente
buenas si los niños son felices.”
Mil gracias a las dos, a Blanca y a Lydia por contarnos que en su casa lo tienen tan claro como en la vuestra, como en la mía pero entonces la pregunta sería que si en casa lo tenemos todo tal
claro ¿qué pasa cuando la influencia viene de fuera?
Nuestros hijos crecen y van teniendo
información a través de fuentes que no somos nosotros ¿quizás esté ahí el
problema?

Pues si es así, si ese es el problema quizás tendríamos que plantearnos
seria y contundentemente que eso también es tarea nuestra cambiarlo y no solo como madres que ya sería más que suficiente… porque si no,
no sé si será tan efectivo nuestro ejemplo y nuestro esfuerzo en su educación y sobre todo en su futuro y en su felicidad que a fin de cuentas es lo que a todos nos preocupa.

Viajar. Lisboa: Nos Quedamos en Belém a… Reponer Fuerzas…

Volvemos a ponernos en chubasquero y a
coger el paraguas porque volvemos a Lisboa, justo donde lo dejábamos la semana
pasada. Estuvimos paseando por el pintoresco y decadente barrio de Alfama y hoy
nos vamos a otra zona, la zona de Belem “deliciosa” por distintos motivos…


¡¡Arrancamos!!¿Preparados?¡¡Vámonos!!

En Belém no hay pastores, ese es otro
“belén” no el de Lisboa.
En Belém, el de Lisboa, hay cuatro
visitas indiscutibles, hay cuatro hitos que nadie puede ni debe perderse en mi modesta opinión y después de haberlos recorrido varias veces a lo largo de los años:

1.- La Torre de Belém

2.- El Monasterio de los Jerónimos

3.- La Torre de los Descubrimientos

4.- Los Pastéis de Belém

Y me atrevería a decir… que los cuatro
son casi, casi, casi igual de importantes…
La Torre de Belém
El viento nos empujaba con rabia pero
eso no fue motivo como para no subir por la estrechísima escalera hasta la
parte más alta de la torre y sentirnos vigías esperando que se acercaran los
barcos piratas a la ciudad. Es increíble pensar que la torre se construye en
medio del curso del río para evitar precisamente las incursiones corsarias y
que ahora, con el paso del tiempo, el río ha decidido dejarla en la orilla.
Por fin en este viaje hemos
descubierto que no es que se construyera con tanto artificio, es que en su
reconstrucción y rehabilitación, se decidió actualizarla a los tiempos y a las
modas. La verdad es que es una preciosidad pero creo que en el fondo no deja de
ser una falta de respeto a la obra original.
historia río piratas torre Belém
El Monasterio de los Jerónimos
Es un edificio impresionante por fuera
y sobre cogedor por dentro.
La imagen del cristo crucificado a
ElCanijo le dio un poco de “pena, porque se le ven las costillas con sangre” y
no me extraña, la verdad.
Por dentro el claustro es una delicia
recorrerlo e imaginar lo que podía ser la vida contemplativa sin internet y sin
prisas más allá de las propias de la vida monacal, que digo yo que no deben ser
muchas ¿no?
Merece mucho la pena pasear ese
claustro entero, las veces que haga falta.
La Torre de los Descubrimientos
Es un monumento impresionante justo en
la orilla en homenaje a los grandes marinos y por tanto, grandes descubridores
de la historia portuguesa. Un edificio imponente al que se puede subir a su
terraza superior mediante un ascensor y desde donde se puede distinguir gran
parte de la ciudad de Lisboa. Además, abajo, en la orilla las figuras de los
descubridores le dan un aspecto de fuerza y valor que siempre me ha llamado la
atención.. incluso una vez que visitándolo nos sorprendió la cantidad de
ambulancias y camiones de bomberos a los pies del edificio, la razón es que
alguien parecía que iba a lanzarse desde la terraza y al final, le convencieron
o la convencieron para que no lo hiciera. Sí, los viajes a veces tienen estas
sorpresas…
niños viajar Lisboa Portugal
Los Pasteis de Belém o Pasteis de
Nata
No es que estén buenos ¡¡es que son un
pecado capital!!
Nos gustaban ya de anteriores viajes
pero en este debo reconocer que nos hemos recreado, todos menos ElCanijo que
tiene su propio paladar y ha decidido que el hojaldre de la base le resultaba
demasiado duro para su gusto, también es verdad que el pobre anda con los
dientes que se caen y los que salen que tiene la boca que es un poema…
pasteles nata comer viajar Lisboa Belém Portugal
pasteles nata deliciosos ciudad
Hay que pasar por la pastelería más
conocida y según cuentan, la única que fábrica los auténticos pasteles de Belém
y digo pasar… porque ya si decidís entrar y comprarlos allí, es cosa vuestra, a
nosotros las laaargas colas a cualquier hora del día nos disuadieron de hacerlo
pero no de comerlos casi todas las mañanas por aquello de empezar a recorrer la
ciudad con energía suficiente y porque sencillamente es que están ¡¡de-li-cio-sos!!

Alimentación. Sacando el Azúcar de la Dieta. Segundo Round.

bebé celiaco
Yo sigo repitiéndome como un mantra
que no es imposible conseguirlo pero es más difícil que pellizcar el cristal de
la ventana… eso ya os lo digo.
El azúcar esta por toooooooooodas
partes ¡¡y me faltan “oes”!!
Y yo no me quiero obsesionar con el
tema y diréis.. “ya, ya lo hemos notado pasando por tu IG” y tenéis razón pero
es que no todos los días una se va a Lisboa y no todos los días una se ha comido
un pastel de nata, de los que por cierto pienso hablaros mañana… aiinnsss…
El caso es que hemos vuelto y hay que
tomárselo en serio por la cuenta que nos trae a todos esto de tener el consumo de azúcar bajo control para ir reduciéndolo hasta llegar a su extinción en nuestra mesa. Complicado sí, imposible yo creo que no..

Volvemos a la realidad, al colegio, a
madrugar y a los desayunos.
Este nuevo año he decidido adelantar
la hora de levantarme. Yo. 
Sí, los peques siguen despertando a la misma hora de siempre pero yo diez minutillos antes.
Son sólo diez minutos antes de la hora anterior pero ese tiempo lo dedico a los
desayunos, de todos, de los cuatro.
Porque las galletas como comodín a la hora de desayunar… pues no están tan
bien como pensábamos y menos las que se anuncian en los medios insistentemente, aunque me resisto a meter en el mismo paquete a las galletas caseras ¡claro está! 

¿Te has parado a pensar por qué parte de la
publicidad de alimentos infantiles está dirigida a niños cuando se trata de
personas que no tienen poder adquisitivo?

Podéis leer el artículo entero en este mismo enlace y aunque os llevará un par de minutos porque es algo extenso
merece mucho la pena que lo tengáis siempre a mano para recordar y reconducir
la alimentación vuestra y la de vuestros hijos en lo que al tema del azúcar se
refiere… porque es tan fácil hacer habitual lo que debería ser excepcional o…
directamente no ser, en lo que se refiere a nuestra dieta.
Nosotros hemos descubierto el aguacate
para desayunar, sí ¡el aguacate!
El aguacate tiene un alto contenido
calórico y graso, es verdad, pero es que tiene de esas grasas que son positivas
para nuestro organismo, tiene vitamina E, A, B1, B2, B3 y posee importantes
propiedades antioxidantes.
No cuesta nada pelar un aguacate y
partirlo en rodajas finas, ponerlo encima de unas tostadas con pan de ayer (por
ejemplo)
aún calentitas y machacarlo un poco con el tenedor, unas gotas de
aceite de oliva virgen y punto pelota. Para tres tostadas vale con medio
aguacate y el otro medio, al día siguiente. Ya veis que no es abusar
precisamente si cada uno nos comemos una tostada acompañando a un zumo de naranja natural y en el caso de los adultos un café con leche.
Bueno, nosotros además le añadimos unas
semillas de lino dorado porque son ricas en Omega3, fibra y proteínas y porque
tienen un sabor que nos gusta y sobre el aguacate esa textura crujiente nos resulta muy
agradable.
 

alimentación saludable desayunos sanos
Cambiando el té por el café expreso, nuestro desayuno se parece mucho a este que
encontráis en pimientarosa.com al menos dos o tres días por semana.
Y quien habla de sacar el azúcar, en
la medida de lo posible, del desayuno, también habla de hacerlo durante el
resto del día, al menos como os comentaba antes, al menos para conseguir que lo
excepcional no se convierta en la normalidad. Que si un día hay que tomarse un
refresco pues se toma pero que ese día no sean todos los días porque no es
bueno para nosotros ni para ellos.
De hecho, los últimos estudios parece
que encuentran más motivos para reducir o extinguir el consumo de estas bebidas
entre nuestros hijos ¿habéis leído este en el que hablan de la agresividad de
los niños al ingerir refrescos azucarados?
Por cierto, que lo mismo lo de leer
para los niños es más cansado pero… si podéis ver este vídeo con ellos, un
ratito, por ejemplo en la merienda, lo mismo les ayuda a entender por qué hay
que cuidar entre toda la familia nuestra alimentación. Es una forma de aprender
juntos e incluso de echar unas risas en algún momento de la charla ¿habéis
cenado “durum” últimamente? jejejejeje

Pues lo que os decía, que con pequeños
cambios y con un poco más de disciplina, vamos tratando de estar mejor, de
sentirnos mejor y para eso es inevitable que nuestro alimento sea nuestra
medicina como decía Hipócrates allá por el siglo V antes de Cristo… que mira
que parece que nos cuesta entenderlo y no ha llovido ni nada desde entonces…

Cuanto Hemos Cambiado… Hay Vida Después de los Seis

¡Lo que hemos crecido todos!
Es cierto, parece una obviedad pero a
veces sólo lo ves echando la vista atrás y entonces da la sensación de que el
tiempo ha pasado de golpe y que no te has dado casi ni cuenta. Obviamente no ha
sido así y conviene pararse a meditarlo un poco.
Hoy como cada mes y siguiendo la idea
de Merak Luna hablamos de que sí, claro que #HayVidaDespuésDeLos6 e incluso
algunos de nuestros blogs lo demuestran día a día…
Shhhh… no les cuentes que crecéis…ssshhh….

Sí, el mío nació en 2007, el blog digo, intercalado
entre mis dos hijos.
Como para muchas, para mí el blog era
una espita por la que salía todo el vapor que la maternidad estaba generándome
y antes de estallar… pues mejor dejar que fuera saliendo poco a poco con algo
de ese control que a mí me faltaba en mi vida analógica.
Poco a poco han ido creciendo mis
hijos y mi blog de su mano, prácticamente como quien dice.
De llamarse “todomundopeques” porque
sí, porque mi mundo eran ellos dos ha pasado a llamarse “mamásfulltime” porque he ido
paso a paso recuperando algo de mi espacio, un poco de mi tiempo y porque me he
dado cuenta de que somos muchas las mamás, las mujeres, que nos leemos que nos
comentamos e incluso (y esto es lo mejor..) que nos ayudamos. 
Pero.. ¿quién le ha dado permiso para crecer tan deprisa a este mico?
Sí, el blog ha pasado de hablar de
pañales y leche materna a cocinar sin tanta azúcar o ver cine para niños que
crecen. Ha pasado de ver el mundo a través de sus ojos a ver su mundo a través de los míos o al menos a intentarlo e incluso a veces a verlo juntos… 
La evolución ha sido progresiva y creo
que no se nos ha quedado demasiada gente en el camino porque mi entorno en el
2.0 se encuentra con la misma situación: sus niños crecen y sus necesidades
también.
Vamos aprendiendo sobre la marcha
ahora y cuando comenzaban a andar, pero nos damos la mano unas a otras y eso
nos hace más fuertes o al menos así quiero verlo yo.
Hay aspectos que vamos descubriendo y
sobre lo que es bueno que sigamos hablando y sin desviarme del tema me sirve para enlazar un poco con el post de ayer…
La conciliación, la tan traída y
llevada carga de la conciliación que parece que por un lado recae solo en la
mujer (que no debería pero en la mayor parte de los casos así es) y que
erróneamente parece que se termina cuando el hijo llega al colegio, cumple los
tres años.
¡Nada más lejos de la realidad!
Porque no me lo comí cuando decía que era para comérselo….

Según van creciendo tus pichones te
das cuenta que el tiempo que necesitan de ti es distinto pero no ha disminuido
tanto como podrías haber llegado a pensar. 
Hace tiempo escuché a un psicólogo señalar que cuando son bebés somos los padres los que sentimos la necesidad física de estar
más con ellos de lo que realmente ellos nos necesitan a nosotros pero que
cuando van creciendo, cuando llega esa temida preadolescencia (que cada día llega
antes) son ellos los que tienen necesidad de estar a nuestro lado aunque no lo
sepan o aunque quizás lo que no sepan sea expresarlo y nosotros sin embargo, en
pos de su independencia o de su edad, no nos sabemos dar muchas veces cuenta de
esa necesidad.
¿Habéis leído alguna vez la máxima esa
de “Quiéreme cuando menos lo merezca porque será cuando más lo necesite”
Pues
según dejamos atrás la infancia y se van sumando años en la vida de nuestros
cachorritos… esa frase va cobrando cada vez más sentido y lo mejor es estar
preparada para conseguirlo.

En parte por eso el blog evoluciona,
en parte por eso esta iniciativa de Merak Luna me parece siempre, cada mes, tan
apetecible y tan recomendable porque ellos crecen y nosotros queremos seguir
acompañándoles, ayudándoles e improvisando… porque de eso se trata esto de
vivir ¿no?

Maternidad. Y Conciliar Era Esto.. ¿En Serio?

Pues sí.
Ahora que se han relajado un poco los
ánimos y se han bajado las banderas, me parece que es el momento de escribir
sobre el tema o al menos es cuando a mí me apetece hacerlo.
El tema de la semana, del año o de la
legislatura (de lo que dure esta legislatura) no, no es la corrupción ni los
corruptos ni las triquiñuelas de algunos partidos con sus fieles diputados.
Hablamos del niño de Carolina o mejor
de ella que a fin de cuentas Diego va donde vaya su madre, como es lógico y normal a su edad.
No pienso entrar a valorar y muchísimo
menos a juzgar el gesto de una madre, no soy quién para hacerlo, ni yo ni las
miles de personas que ya lo han hecho pero eso no quita para que sí me apetezca
muchísimo analizarlo a fondo, quizás porque yo como mujer y como madre y como
trabajadora y como ciudadana a la que se le ha pedido el voto hace unas
semanas… no lo tenga del todo claro, la verdad.

¿Cuál es el hecho en sí?
Una diputada se lleva a su hijo de
seis meses, lactante, a la sesión constitutiva del Congreso de los Diputados,
donde va a prometer o jurar el cargo y donde va a votar al presidente de la
cámara. Vamos que es un ratín y poco más que no son ocho horas de trabajo
intensivo ni de lejos.
Que sí, que es lactante y que como tal
aguanta un número indeterminado de horas sin comer pero no se trata
simplemente de alimentación sino de crianza, de apego.
Muy bien, es una elección que en este
caso la madre tiene la suerte de poder hacer.
Sí, puse “la suerte” en la frase
anterior. 
La suerte que tiene una madre trabajadora de poder compaginar trabajo
y crianza de sus hijos es eso, suerte, porque no hay una ley real que la
proteja y la acompañe durante este periodo, el de la crianza.
Porque aunque parezca que la haya
el número de mujeres despedidas por quedarse embarazadas o regresar de una baja
por haber sido madres es una constante que no deja de aumentar y todos
conocemos casos cercanos sino lo hemos sufrido en nuestras propias carnes.
¿Pero entonces?
Entonces nada. 
Carolina se lleva a su
hijo Diego jura o promete y vota y la votan aunque no sale elegida y se vuelve
para casa. 
Eso sí, se lleva todos los flashes de los fotógrafos en el
hemiciclo, todos los titulares de la prensa escrita (on y off line) y todas las
menciones en las conexiones en directo que se hacen. Los focos están puestos
sobre ellos dos por encima del presidente de la cámara, por encima de los
diputados investigados por corrupción, incluso por encima de la propuesta de
ley de su propio partido la Ley 25 de Emergencia social (basada en el artículo
25 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos).
Todo queda eclipsado por el gesto de llevar a tu hijo al hemiciclo pero obviamente ella es muy consciente de que
esto iba a ocurrir y muy libre de hacerlo ¡faltaría más!
De hecho ella y su partido saben medir los tiempos en los medios como ningún otro partido de los que están sentados en el hemiciclo actualmente y de los que han estado hasta ahora, muchos tendrían que aprender mucho de ellos y tal es así que días después, su propio partido reconoce que quizás no fue acertado la forma en la que actuó en el Congreso ese primer día de cara a los medios y esas cosas…
¿Qué así ha hecho que se visibilice la
falta de conciliación que existe en este país?
Pues seguramente sí lo haya hecho,
llevamos desde entonces hablando del tema es verdad pero ¿hablamos de la
conciliación real en España o de que ella ha llevado a su hijo?
Es que a este paso no va a ser lo
mismo una cosa y la otra si nos ponemos a rascar un poco.
En 1991 otra diputada española, Nines
Maestro, llevó a su hijo al Congreso de los Diputados, también lactante y
también consiguió que se visibilizara la situación de la mujer cuando se
convertía en madre. No ha llovido tanto desde entonces y tampoco es que se haya
conseguido mucho más que la visibilización, sí se han dado pasos es cierto pero muy, muy escasos en más de 25 años.
Es así aunque nos duela y nos duele, vaya que nos duele a muchas.
Damos ese paso una y otra vez y al
final conseguimos que la conciliación se quede casi en un segundo plano
¿hablábamos de medidas para evitar que las madres tengan que verse
obligadas a llevar a veces a sus hijos a sus puestos de trabajos o hablábamos
de lo que había hecho la diputada de Podemos? 
Es que no es lo mismo, empiezo a
pensar, insisto.

conciliación maternidad crianza lactancia
1991. Nines Maestro diputada electa votando la “Ley del Medicamentazo”
y haciendo visible el problema de la conciliación de la vida laboral y familiar de la mujer española.

Ya, ya sé que lo de que alguien se lea
un programa electoral en este país es más complicado que tomar café con un
unicornio…
Yo sí me leí lo que pensaba hacer
Podemos sobre el tema (ya, yo es que soy mucho de tomar café…) y hombre, pues
tampoco era para tirar cohetes y lo del apego y eso pues ya tal… no sé si me
explico (escuelas infantiles que no creo que sea la solución e igualar baja maternal y paternal que no está mal pero se queda escaso a mi modo de ver), aunque estoy segura que le dio sopas con honda a muchos de los
partidos que la semana pasada criticaban a Carolina sin ningún pudor y de los que obviamente no me leí ese punto de su programa, ni ningún otro porque tengo la costumbre de no votar a corruptos… cada una es como es.
Que hay mucho por hacer es una
obviedad que hay muchas mamás que nos hemos tenido que llevar a nuestros hijos
al trabajo porque no hemos podido llevarles al colegio por culpa de una
enfermedad, porque no hemos podido conciliar de otro modo es una realidad, pero
también creo que esa no es la solución y no solo porque haya entornos laborales
directamente hostiles para los niños sino porque no es la forma en la que ellos
necesitan ser criados
.
No estoy a favor de que la madre se
quede en casa criando a la prole SI NO QUIERE como tampoco estoy a favor de que
sigamos hablando de medidas para la MATERNIDAD no creo que CONCILIAR deba ser
algo EXCLUSIVO DE LA MADRE pero no puedo negar que hoy lo es, es así y no solo
de los bebés, de los hijos en general y de los dependientes que pueda haber en
la familia. 
La madre, la hija, la mujer.. con todo lo que eso significa que es mucho por mucho que se empeñen algunos en minimizarlo hasta su ninguneo más descarado e insultante. 
De hecho la conciliación o la maternidad se complica en ámbitos en los que no debería por principios, como muy acertadamente señalan en este artículo “..muchas de las que han decidido ser madres tampoco logran conciliar la crianza con la militancia..” 
Que para muchos parece que ser de izquierdas es haber hecho voto de pobreza y que los niños de las mujeres de izquierdas nacen por esporas o se recolectan en los campos de trabajo y no… no seamos tan estúpidos, no a estas alturas.

Ya está, ya ha hecho el gesto, hemos
vuelto a visibilizar el problema y la situación por enésima vez, ahora Carolina
y el resto de políticos del hemiciclo ¿empezarán a legislar de verdad para
tratar de solventar este problema?¿conseguirán salir de este bucle de la
visibilización en el que nos hemos metido desde hace décadas?¿pasaremos
realmente a las políticas de igualdad más allá de las cuotas de los
partidos?¿hablaremos de medidas de apoyo a la natalidad y no a la maternidad
para dejar de estigmatizar a la mujer trabajadora?¿nos plantearemos que la
crianza no se extingue cuando a los hijos les aparcamos en el colegio, en las extraescolares o en la
escuela infantil?¿humanizaremos realmente el cuidado de los niños o seguiremos
teniendo “niños de la llave”, bullying, TDAHs y distintas diagnosis que
quizás se solventarían más y mejor con una crianza compartida y acompañada?
maternidad crianza conciliación lactancia

Si es así supongo que entonces la foto
estará más que justificada, si nos quedamos exclusivamente en la foto pues…
hubiera preferido haber puesto el foco más en la cara de Gómez de la Serna para
ver si a alguno de su partido se le caía la propia de vergüenza, la verdad.