Cine para ver y charlar en familia

cine casa adolescencia familia

Vuelta a las recomendaciones más
peliculeras
pero sin salir de casa. Vuelta a recomendar cinco nuevas películas
para ver juntos
, en familia, con esos niños que poco a poco van dejando la
niñez y entrando en la adolescencia.

Cine de calidad para aprender y para
hablar de tantas cosas juntos. Historia, música, cultura de distintos países,
formas de comportarse, educación, amistad, solidaridad,…
Siempre se aprende más de una buena
película de lo que nos imaginábamos y las de hoy son buenas, muy buenas para
una gran charla después.

El golpe

Es un peliculón de esos que siempre se
recuerdan con una sonrisa en los labios y su banda sonora es igual de buena,
seguro que la habréis oído en montones de ocasiones.
Se rodaba en 1973 y su director, George
Roy Hill, conseguía reunir por segunda vez a Robert Redford y Paul Newman
delante de una cámara, dando vida a una historia tan redonda como es esta.
El golpe estuvo nominada a diez
premios Óscar y se llevó siete, nada mal teniendo en cuenta que uno de ellos
era por “mejor película”, de hecho fue la primera película del estudio que la
produjo (Universal Estudios) que se llevó ese Óscar.

Captain Fantastic

Quizás sea más adecuada a partir de
los 12-13 años de edad
, esta historia de Ben, un padre de seis hijos que ha
criado a los niños de una forma distinta, diferente a la educación
convencional.
Por circunstancias de la vida se ven
obligados a abandonar su mundo y a integrarse en la civilización, la sociedad
moderna no les es un territorio cómodo ni amable y tendrán que aprender a
adaptarse a las nuevas situaciones con las herramientas que han ido aprendiendo
durante su infancia.
Una experiencia de esas que empujan a
hablar después de ver la película.

Casi leyendas

A ver, no es un peliculón, no es una
obra maestra, no es una película para recordar durante años pero sí es un
producto cómodo de ver
y del que se pueden sacar algunas conclusiones
interesantes, sobre todo si la vemos con algún adolescente en la casa, así como
de casualidad.
Cine argentino relacionado con la
paternidad, la madurez, la lealtad. Relacionado con la música, la amistad, los
recuerdos y la capacidad de perdonar a veces a los que más queremos.

Felices 140

A partir de los 12-13 años es una de
esas películas que merece la pena que veamos en familia porque lo que se puede
aprender de una situación como esta es muy interesante.
Gracia Querejeta es la directora de
esta historia en la que se cuenta cómo reaccionan unos amigos ante una noticia
inesperada por parte de una de ellos. Una convocatoria sorpresa y cómo lo que
puede ser una buena noticia, cada uno lo vive y lo interpreta de una manera
distinta. Porque en el fondo somos distintos y quizás no sea nada malo
reconocer nuestras miserias para afrontarlas e incluso tratar de superarlas.

Cayo Largo

Ver cine clásico con los más jóvenes
no es fácil y si encima es en blanco y negro, la cosa se complica un poco al
menos al principio.

Es evidente que están acostumbrados a
un producto audiovisual más intenso, más rápido y mucho más impactante en sus
retinas pero eso puede suplirse con un intenso guión.
¿Quién dijo que la imagen vale más que
mil palabras? No siempre y sobre todo, depende mucho de cómo se digan y qué
digan esas palabras.

En esta película la tensión se palma
en el ambiente de una tormenta tropical, la claustrofobia por la falta de
espacio y por la mala compañía con la que se ven obligados a convivir.

De esas películas que te mantienen
pegado al asiento todas las veces que te pongas a verla. De esas historias con
las que disfrutar en familia.

2 opiniones en “Cine para ver y charlar en familia”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce + siete =