Mi WhisList para este otoño

lista deseos otoño mujer


Por buenas intenciones no será. Comer
mejor, andar más, aprender inglés, dejar de fumar quien fume… Bueno pues
además, llega el momento del mimo y el hedonismo, llega el momento del “porque
yo lo valgo”
.

Le eché un ojo a algunos de esos
deseos que no sabemos que tenemos pero que están ahí y este otoño creo que
estos son mis preferidos
… no sé si conseguiré todos pero oye, nunca se sabe y
que si queréis regalármelos tampoco es que me vaya a enfadar.

Lo primero que quiero y necesito son unas
vacaciones perpetuas, vacaciones para siempre. Que no distinga el día en el que
vivo y que no suene el despertador.
Que tampoco es tanto pedir, no sé digo
yo… que la vuelta ha sido dura y las obligaciones han llegado demasiado pronto.
No hace falta que sean en la playa, al
menos no todo el tiempo. Unos días en casa puedo estar perfectamente pero de
vacaciones.
lista deseos otoño mujer
Y estando de vacaciones seguro que
tengo tiempo de organizar excursiones con mis chicos al campo, a la ciudad, a
la playa… no sé ¡dónde surja! para eso me han enamorado estos contenedores de
alimentos.
Mi segundo deseo, estos contenedores de alimentos tan aparentes porque además son cómodos, prácticos y además
superchulos. Para transportarlos cómodamente donde mejor te parezca y para
preparar el menú completo sin problemas de que se vierta nada o se mezclen los
alimentos.
¿No los veis ideales para un día de
playa, por ejemplo?
Para descansar de la excursión, otra
de “esas necesidades que me han surgido de repente”, el tercero de mis sensatos deseos, han sido estos pijamas de
Hogwarts
que son ideales ¿verdad?
Se mezclan mi vena frikie con mi
puntito friolero y claro… ¡me vienen al pelo!
Vamos que me agenciaba también los
calcetines a juego para andar por casa que lo de las zapatillas no es que lo
lleve demasiado bien, manías que tiene una.

lista deseos otoño mujer
Y puestos a cuidarnos, de este otoño
no puede pasar que la piel y el pelo tengan los mimos que se merecen o lo que es
lo mismo: que me merezco y estos serían algo así como cuatro deseos concentrados en dos, ya veréis.
Para empezar a ver si este año freno
la estrepitosa caída que padece mi cabellera cada otoño. Primero una loción
estimulante que tiene una pinta estupenda y después, en la ducha, un champú
especial para frenar la caída y para estimular también el crecimiento.
Vamos que por mi parte, este otoño
vengo armada y peligrosa para evitar la ecatombe de mi pelo.

lista deseos otoño mujer

Pero además y metidos en harina, en la
ducha este gel va a evitar que la piel se descame y se reseque y se altere el
PH con tanta agua y tanto producto que usamos a diario y que no siempre nos
cuida como debería.
Y después, esta crema es perfecta no
sólo para hidratar sino sobre todo para nutrir que la piel también lo necesita,
sobre todo si ya hemos cumplido los cuarenta.

Para eso necesito unos minutos más de
tiempo en el baño y ser un poco constante y disciplinada pero ya veis que son
productos cómodos de usar así que esta es mi wishlist para este otoño.

lista deseos otoño

Además y como remate final y auto
regalo, este año el calendario de adviento lo quiero para mí.
Sí, mis chicos también que no digo que
no pero uno para mí solita de los que han hecho en L’Occitane para ir cada día sorprendiéndome con alguno de sus productos que si puede ser el Premium pues mejor pero tampoco le voy a poner ninguna pega al Classic… ¡ya me gustaría poderos decir que ya lo tengo en
casa!

Bueno, ya veis que tampoco es para tanto ¿verdad?

Vacunas y valentía A flor de piel leyendo Uno al mes

vacuna historia España mujer
Sí, estamos en verano así que es el
mejor momento para hablar de libros
, sobre todo si os pasa como a mí que es la
época del año en la que más me cunde la lectura.
Por eso no quería dejar este veraniego
mes sin comentaros una de mis últimas lecturas, además la de hoy es de esas
perfectas para leer y no parar.

“Los que quieren lucrarse a costa de la salud del pueblo saben manipular la ignorancia de las gentes -le dijo el arzobispo- Saben comprar voluntades. Por eso es tan difícil luchar contra esos intereses privados.” A flor de piel. Javier Moro.

Basada en hechos reales, “A flor de
piel” de Javier Moro,
tiene de todo para convertirse en una película con la que
conocer un poco mejor nuestra propia historia, esa que apenas conocemos porque
es la historia de gente de la calle, de personas comunes y corrientes, como
nosotros.

“En los pobres existía la aceptación tácita de que no se elegía el destino. Este se imponía, la mayoría de las veces para mal, algunas para bien. Pero siempre de forma ineluctable.” A flor de piel. Javier Moro.

Es complicado encontrar grandes
historias en las que las protagonistas sean mujeres, es aún más complicado que
esas grandes historias las firmen hombres.

Ya es la complicación casi en grado de
imposible que esas grandes historias protagonizadas por grandes mujeres y
firmadas por autores, supongan rescatar del olvido o del absoluto
desconocimiento una vida real de una mujer real.
Ella era gallega, de La Coruña, se llamaba
Isabel Zendal, fue la primera enfermera de la historia en misión internacional
según la Organización Mundial de la Salud
, y es la protagonista del libro que
os traigo: “A flor de piel” de Javier Moro.

“Quería ser lo que era, una mujer libre, rodeada de afecto. Sola por elección, no por imposición, como se había sentido hasta entonces.” A flor de piel. Javier Moro.

Una historia real

Isabel Zendal Mujer Enfermera
Real porque la historia de Isabel es
la de una muchacha más de la época, parecida a la historia de miles de
muchachas de la España del hambre y de la incultura.

“Casarse, tener hijos, una vida propia y no prestada. Ese hombre tenía la habilidad de darle un sentido a su vida.” A flor de piel. Javier Moro.

La vida de Isabel parece abocada a la
tragedia, se cruza un hombre en su vida y donde parece que va a haber un cambio
para mejor lo que hay es casi una caída a los infiernos.
Eso de “que la suerte te coja siempre
trabajando”
en la vida de la Zendal es una máxima. Por huir de su realidad, por
tener la cabeza ocupada, termina aprendiendo y trabajando mucho más de lo que
se espera de ella y mucho más de lo que se la permite mostrar al mundo,
como era habitual en esa España y en esa época.
Todo eso al final la embarca en la
aventura de llevar la vacuna de la viruela a todos los confines del reino
español
, del reino de Carlos IV, de la única forma que podían transportarla:
inoculándosela a distintos niños que van siendo portadores del virus mientras
viajan en esta increíble expedición.
Obviamente esa es la parte real de la
historia para la que el autor se documentó de manera exhaustiva, las relaciones
personales con los niños y con los adultos, puede que estén algo más trabajadas
desde la ficción pero no son imposibles, ni siquiera improbables.

“”Cada vez siento más que mi patria es la ciencia”, le escribió a su padre.” A flor de piel. Javier Moro.

Si descubrir la historia de Anita
Delgado en “Pasión India”
fue algo increíble, encontrarse con Isabel Zendal en
“A flor de piel”
ha sido como una sacudida ¿cuántas mujeres olvidadas,
ninguneadas, apartadas de los méritos que merecía su trabajo o sus acciones o
sus luchas?¿de cuántas más tendremos la suerte de aprender por escritores como
Javier Moro mientras las instituciones siguen mirando hacia otro lado?¿cuántas
mujeres ahora, en la moderna actualidad, tienen que estar padeciendo los mismos
desaires y las mismas humillaciones que Isabel por querer tomar sus propias
decisiones?
Un libro de obligada lectura que
también os digo: se lee solo.

Faltos de humanidad

Vacunar Expedición Historia España Salud

Sí, la aventura de “A flor de piel” se
convirtió sin duda en la mayor gesta de carácter humanitario de la historia y
creo que por parte de nuestro país ¿quizás haya sido la primera y la última en
la que nos hemos embarcado?

“Si aliviar las penalidades de los más débiles significaba ser un traidor, algo iba definitivamente muy mal en la maquinaria del Imperio.” A flor de piel. Javier Moro.

En momentos como los que estamos
viviendo en los que giramos la cabeza cuando miles de personas nos piden ayuda
desde las fronteras de Europa, necesitaríamos muchas más mujeres como Isabel
que vean y que decidan que ellas no van a ser parte del problema sino de la
solución.
“A flor de piel” es un libro perfecto
para leer en verano porque es difícil dejarlo una vez que arrancas con la vida
en la aldea de la pequeña Isabel. Pero también es un libro para despertar
conciencias, para conocer nuestra propia historia y para juzgar nuestro pasivo
presente en lo que a humanidad se refiere, bajo la mirada de la Señora Zendal.

Gracias Javier.

Venecia con Niños. Parte II

Puente Suspiros Venecia

Lo prometido es deuda y yo soy una
mujer de palabra así que volvemos a Venecia en familia.

Teniendo en cuenta que la primera
entrega ha tenido ya muchas lecturas, entiendo que esta segunda parte os va
a venir de perlas ¡a ver si es verdad, ya me diréis!
Si estás pensando en una escapada de
una semana (más o menos) a la ciudad de los canales… ¡sigue leyendo que este
post es para ti!

Ya hemos hablado un poco de la historia de Venecia, de cómo movernos por los canales sin dejarnos el sueldo
del mes y del tipo de alojamiento que a nosotros nos resulta más cómodo
viajando en familia.
Viajar familia ciudad Italia

Os hablé de los problemas que genera
el agua (y eso que nunca la hemos recorrido con acqua alta, hemos tenido suerte, sí) y los turistas en el casco histórico de la ciudad y de
que es mejor ir cuanto antes a recorrer sus calles porque cuanto más tardéis
más complicado va a estar el asunto.
Hoy os traigo trucos y experiencias
que pueden haceros la visita aún más cómoda, más práctica y más divertida.

1º ya sabemos dónde
dormir, busquemos dónde comer

canales islas colores viajar

La oferta es inmensa, tenéis cientos
de establecimientos en los que comer o cenar pero claro, no todos son aptos
para todos los bolsillos
eso es innegable.
Venecia no es barata pero tampoco es
prohibitiva
, os toca hacer un poco de trabajo de campo y leer las cartas que
los restaurantes tienen en el exterior de los locales para haceros una idea.
Como siempre y en todos los sitios, ya sabéis que las bebidas y el postre
suelen ser los que nos pegan el susto cuando llega la cuenta.

En cualquier caso, Venecia tiene
también establecimientos en los que comprar la comida para llevarla a casa por
ejemplo.

Alguno de los que prepara pasta fresca
es absolutamente inaccesible después de que Alan, un conocido Youtuber de viajes, lo
recomendara en su canal. Las filas para comprar son tan largas que a uno se le
pasa el hambre de golpe, hasta el punto de que el puente más cercano al
establecimiento tiene un cartel en el que recuerda que está prohibido hacer
picnic allí.

Esto me hizo ser más comprensiva con
los vecinos de Venecia, eso de amontonarse para comer en un puente minúsculo
por no andar un poco más hasta un parque o una plaza algo más amplia, me parece
el colmo de la vaguería y no me extraña que a los vecinos les moleste. Es incómodo ir
saltando y esquivando a turistas sentados en el suelo comiendo pasta un día tras otro.
Venecia es estupenda para los niños
cuando llega la hora de comer:
pasta fresca, pizza recién hecha, salsas bien
condimentadas y por supuesto los helados italianos. No creo que os pongan
muchas objeciones e incluso alguno puede que se anime con unos spaguettis algo
más especiales, es el momento de aprovechar esa curiosidad para que prueben
sabores nuevos.

2º alimentado el cuerpo,
alimentemos el espíritu

viajar visitar turismo familia

Y para eso Venecia como tantas otras
ciudades tiene dos servicios muy útiles:

– Disfrutad con un FreeTour.

Se trata de un tour guiado por una de
las zonas de la ciudad que tu elijas. Ellos suelen ofrecer distintos
itinerarios sobre los que elegir el que más te apetezca recorrer.
Cuando acaba el recorrido es cuando tú
decides pagarle valorando las explicaciones, la amabilidad, la extensión del
recorrido,… un consejo: no seais rácanos, es muy triste ver como algunas familias (sí, cuatro miembros recorriendo la ciudad) les dan una moneda de dos euros a los guías. Se trata de pagar lo que cuesta no de caridad…
Nosotros hicimos dos y sin duda me
quedo con el primero porque la guía era una estudiante de historia del arte,
porque lo organizaba una asociación cultural de la ciudad sin ánimo de lucro,
porque nos dejó hacerle todo tipo de preguntas y porque no sólo nos habló de la
ciudad sino también del idioma, las costumbres, la historia…

Los niños quedaron tan cansados como
encantados y eso es un método infalible para que veais lo bien que fue el Free
Tour por Venecia.

– Echad cuentas.

Italia ciudad canales museos palacios

Sí porque Venecia (como otras ciudades) tiene unas tarjetas
para recorrer algunos de sus principales museos y palacios. Unas tarjetas que
son válidas para un día, para tres días o para cinco días.

Si vais a pasar varios días en la
ciudad, además del Palacio Ducal puede que os apetezca descubrir el Museo de
Historia Natural
o alguno de los magníficos palacios o el Museo de Arte Contemporáneo
o el Museo Arqueológico.
Todos ellos los tenéis en estas
tarjetas de las que os hablo y toda la información la tenéis en la red así que
podéis echar cuentas antes de viajar y así os hacéis una idea de si os compensa
o no.
A nosotros nos compensaba así que la
sacamos y da gusto pasear por algunos de esos pequeños museos prácticamente
nosotros solos.

Y el encanto de lo
inesperado

Islas Burano Murano viajar
Sí, eso es lo mejor, dejaos sorprender
por un Bellini en alguna terraza o si tenéis suerte de que os coincida, por
alguna de las instalaciones de la Biennalle de arte más importante del mundo
(en el post de la semana pasada os mostraba una de las obras más espectaculares
que hemos visto, de Lorenzo Quinn
).
Soñad escuchando la historia de las
máscaras venecianas, el origen tan distinto de cada una de ellas. Venecia es
una ciudad que tiene viva su historia, así que es fácil que os envuelva la majestuosidad
de los ducces en el Palacio Ducal o los colores y la historia del origen de la
isla de Burano o el nacimiento del cementerio de la ciudad, en una isla, solo,
aislado del ruido y de la vida.

Venecia es para soñar, sin prisas y
sin prejuicios y para disfrutar de la vida y de la suerte que tenéis de
recorrerla.

Tener un hijo ¿es lo mismo un derecho que un deseo?

el meconio
paternidad hijos comprar

Que me voy unos días y cuando vuelvo
me encuentro que está todo el mundo discutiendo sobre algo relacionado con la
maternidad, el alquiler de vientres de mujeres, la gestación subrogada.

Que también es verdad, que los temas
relacionados con la maternidad en este país parece que levantan tantas pasiones
como ampollas
y que las discusiones están a la orden del día en esta área.
Y claro, vistos los punto de vista de
muchos y de muchas pues al final creo que nos dejamos en el tintero algo muy importante
¿es lo mismo un derecho que un deseo?

Más allá de fotos en autobuses que buscan
el voto en caladeros que no son propios así, de manera mayoritaria. Más allá de
bloqueos generalizados en tuiter por parte de políticos que se suben a esos
autobuses pero que entienden la política más por el privilegio de silenciar que
por la obligación de escuchar.
Más allá de todo eso he descubierto
estos días que deseo y derecho es lo mismo a la hora de tener un hijo, así que
yo quiero extrapolarlo a otras muchas áreas de mi vida ¡ya que estamos puestos!

Cuando seas padre…

maternidad paternidad infancia

Y cuando no lo seas.

Hablamos hasta la saciedad que ser
padre o madre no es la meta exclusiva para sentirte realizada en la vida, que
es un paso más en esa vida que decides tener dentro de las sorpresas que te vas
llevando y que no puedes controlar.

Escuchamos a expertos en todas las
materias señalar que la maternidad o la paternidad no pueden ser lo único que
den sentido a nuestras vidas como adultos
, no es nuestro único fin en el
mundo o nuestra razón de ser, no es la respuesta a todas las preguntas.
¿Y sin embargo ahora resulta que sí? ¿Ahora
resulta que las personas que por alguna circunstancia no pueden engendrar un
niño, no le encuentran un sentido a sus vidas? No me lo creo.
Siempre desde el punto de vista de los
adultos
, de los futuros padres, de los que han pasado por la experiencia de
intentarlo de forma natural, de tratar de conseguirlo con ayuda de la
tecnología, de los que han decidido que necesitan un hijo con su carga genética
aunque tenga que ser gestado en el vientre de una mujer ajena a la pareja.

¿Por qué esos adultos que necesitan
ser padres no se plantean la adopción de esos niños que necesitan ser criados
en entornos familiares como los que ellos pueden ofrecerles?

Si el deseo de tener un hijo se
plantea como un derecho ¿por qué la adopción no es suficiente?
Sí, es cierto que el proceso es largo,
es tedioso, es burocrático, es desesperante en algunos casos pero la solución
no puede ser dinamitar el proceso y abrir una nueva vía completamente distinta, sino exigir los cambios que sean necesarios,
exigir que se dinamice y que se regule de una forma en la que los derechos de
los niños no choquen con los deseos de aquellos que legítimamente quieren ser padres.

Hijos de la anarquía

derechos hijos deseos padres

¿Cuándo se primó el derecho a ser
madre o padre por encima del derecho del niño a tener una familia?

En algún momento se ha puesto por
encima uno de otro y a mi me ha pillado despistada y sin embargo, uno se recoge
en la Declaración Universal de los Derechos del Niño y el otro no se recoge en
ningún sitio, que yo sepa.
Lo único que veo diferente es que la
adopción, al menos en este país, está regulada por la administración y el
alquiler de madres gestantes, se plantea que lo regulen empresas privadas.
No sé, lo mismo es cosa mía pero me da
la sensación de que los derechos saltan por la ventana (o mejor, los empujan
algunos) cuando el dinero entra por la puerta.
Vamos que se trata de transacciones
económicas, se trata de generar una necesidad, se trata de convencernos de que
un deseo es un derecho siempre que puedas pagártelo y nos hemos dejado
convencer y eso es muy preocupante y dice mucho de nuestra madurez como sociedad.
Hablamos hasta la saciedad de enseñar
a nuestros hijos a frustrarse para que no se hundan a la primera de cambio pero
luego ¿qué hacemos nosotros? Dejar nuestros principios y nuestra dignidad a un
lado y comprar lo que creemos que necesitamos.

Claro que nos haría más felices a
todos conseguir todo lo que queremos, claro que tener un hijo (o dos como es mi
caso) es una experiencia vital que te recoloca en tus ideas y en tus
intenciones, todo eso es evidente e innegable pero no es un derecho, no lo es
por mucho que nos lo quieran vender como tal
porque eso sí, nos lo quieren
vender y nosotros parece que lo estamos comprando sin mayores escrúpulos.

No me dejes, de Máxim Huerta. París en el corazón

Libro lectura uno al mes

Días de verano y de buenas lecturas
por delante así que no me podía ir de vacaciones sin dejaros por aquí el último
Uno al Mes del curso que acaba de terminar.

Hoy sólo un libro pero de un autor que
no es la primera vez
que nos regala una gran historia. Hoy toca hablar de “No
me dejes” de Máxim Huerta, si no lo has leído quizás este sea el post
definitivo…

“Yo tenía dos piernas, dos brazos, dos
manos y ningún corazón. Sólo un kilogramo de culpa que me acechaba en el pecho
como un fantasma.”No me dejes. Máxim Huerta.

¡Pasen y lean!

“…aunque seamos los mismos, una y otra
vez, aunque no seamos tan especiales como nos creemos, estamos obligados a
serlo. Como las flores.” No me dejes. Máxim Huerta.

Las flores dan un olor especial a toda
la historia, la cubren de magia y la impregnan de una melancolía, una nostalgia
que mueve y detiene las vidas de los personajes.
“No me dejes” o “Ne me quitte pas”
nace de la famosísima canción de Jacques Brel y de escucharla justo en el
momento preciso, según cuenta el propio autor. Una novela que nace con música
en el alma
, no puede ser una novela que nos deje indiferentes y esta no lo
hace.
No es otra historia de amor en París,
en eso también coincido con la apreciación de Máxim Huerta, es más una novela
de emociones contenidas cargadas de pasado, es una novela de posibilidades que
se esfumaron entre los dedos, de idas y venidas, de decisiones tomadas y otras
que se encargó de tomar el tiempo por los personajes quitándoles el
protagonismo de sus propias vidas.

París Flores Amor ciudad
Dominique Brulé es uno de esos
personajes a los que la vida se les para aunque sigan viviendo y sólo se
reanuda cuando Violeta llega como una nueva fragancia a su tienda de flores.

“Y así pasaba la vida. Porque la vida
camina sin que le pongas gasolina, solo necesitas días y los días vienen. Y van
pasando. Y sin querer, pasan demasiado pronto cuando uno quiere que pasen
lentamente. Y otras veces, pasan demasiado despacio cuando lo que uno quiere es
que pasen ligeros. No hay opción, ella manda.”No me dejes. Máxim Huerta.

L’Etoile Manquante es el nombre de su
floristería, “la estrella perdida”, un nombre que habla también de Mercedes y
Tilde, las dos españolas que se pierden y se encuentran cada día con Dominique
con la excusa de las flores pero sobre todo habla de Violeta y su huida. Si es
complicado vivir sin amor, aún lo es más tratar de escapar de él
y como es
lógico no será Violeta quien lo consiga.
Recorrer las calles de París en esta
quinta novela de Máxim Huerta es una delicia, la ciudad es generosa y se
muestra en cada una de las descripciones del autor tal y como es.
Es bella y lo sabe, es sensata y a veces demasiado pagada de sí misma pero
tiene ese aroma bohemio que le da la vida y hace imposible que sea aburrida, vulgar o previsible.

“Oyes más cuando todo está en silencio
del mismo modo que sientes más el amor cuando se ha ido.”No me dejes. Máxim Huerta.

Sin embargo, si tuviera que elegir
entre las dos novelas que he leído de este autor, no sería esta mi preferida, sería sin duda “La noche soñada” por la que ganaba en 2014 el Premio Primavera
de Novela.

“No me dejes” me ha gustado, me ha
hecho reír y llorar a partes iguales, me gusta que se mezcle la magia con la
vida, que las casualidades tengan nombre de mujer y las presencias tengan una
razón y de esto la novela anda cargada. Lo que no me gusta tanto es que me
obliguen a perder el hilo de una historia a fuerza de verla desde puntos de
vista que ni siquiera existen.

Máxim Huerta No me dejes

Es como cuando estás dormido y te
despiertan para decirte que estabas dormido, ya lo sabía, lo estaba
disfrutando, no lo hagas, no es necesario, no aporta nada y haces que me
desvele y me cueste volver a dormir, haces que pierda el hilo y me cueste volver a ver a Tilde y a Mercedes, a Dominique y a Violeta tomando bocanadas de aire para seguir viviendo. Eso es lo que me pasaba en ocasiones
durante la lectura de la novela, menos mal que eran pocas las ocasiones y en
general ha pesado mucho más lo bueno que lo menos bueno.

“Nada. El calor se va. El calor de
ayer no sirve. No resguarda. No abriga.”No me dejes. Máxim Huerta.

Un año muy leído

leer un libro mes

Sí porque empezábamos el año con el alma en vilo y el corazón en un puño con el lanzamiento del libro “La pareja de
al lado”
de Shari Lapena.
Lectura y después cena con otras
lectoras compartiendo ideas e impresiones sobre la historia ¡me encantó! Creo
que habría que repetirlo…
Febrero nos trajo a dos autores y dos libros diametralmente distintos. Por un lado la obsesión ajedrecista de Arturo
Pérez Reverte
con su “La tabla de Flandes” en la que encontraba tantas luces
como sombras.
Por el otro lado estaba Isaac Pachón y
sus “Cosas que escribí mientras se me enfriaba el café”, una selección de
relatos cortos que te llevan a distintas situaciones, ideas, sensaciones,
historias y personajes.
En marzo de nuevo dos libros pero en
este caso y dado que era marzo, dos libros de dos mujeres, dos autoras que
reivindican con sus obras, cada una a su manera, el papel de la mujer en
nuestra sociedad.
Señorita Puri y “Madre in Spain” le
aplica una correosa a veces sátira a la maternidad tal y como nos la venden y
tal y como la vivimos después, mientras que Barbijaputa en “La chica miedosa
que fingía ser valiente muy mal”
se va más a la ficción y muestra cómo vive y como
crece una mujer en una sociedad en la que los escalones son más altos y más
difíciles de subir cuando se viste con falda. Curioso que sean dos autoras y que
ambas escriban bajo pseudónimo ¿no os parece?
“La biblia de barro” de Julia Navarro
no me trajo todo lo que a priori me había prometido, tuve que empeñarme en
terminarlo porque no me gustó en su conjunto lo suficiente como para terminarlo
por puro placer, como me pasa muchas otras veces con muchos otros libros.
Sin embargo con “Galatea” de Melisa
Tuya
, todo fue mucho más fluido y más sencillo. La historia se terminó casi sin
darme ni cuenta de que a la vez que la estaba disfrutando tenía los días
contados ese disfrute ¡qué irónico! ¿verdad? 

Y así llegamos a junio paseando por París de la mano de los personajes de “No me dejes” de Máxim Huerta.  Parece que esto de leer
un libro al mes, una vez que vas cogiendo ritmo y encontrando tiempo y espacio,
no resulta tan complicado. 

¿Te animas a unirte a nuestro grupo lector cuando
volvamos de las vacaciones? ¿Te apetece intentar leerte al menos un libro al
mes?

Mi Whislist de verano para soportar el calor

flores momentos botella kimono sombrero


Llegado el verano, llegó el momento de
mimarnos, de concedernos algún pequeño capricho para la estación, para poder
sobrellevar algo mejor estos calores.


Porque ya está, oficialmente ya llegó
el verano
. Bueno el calor del infierno llegó antes que la estación veraniega
propiamente dicha pero de las razones que han provocado ese adelanto ya
hablamos mejor otro día.
Así que traigo una lista de deseos
para este verano
, a ver si encuentro el momento de concedérmelos todos o por lo
menos alguno, a ver qué os parecen, por cierto alguno viene con sorpresa por si
os animáis.

Refrescantes flores

Sí, llevo meses dándole vueltas a lo
bien que quedan las flores en casa. Dan sensación de alegría, algunas huelen
deliciosas y le dan un punto de color a la estancia, eso es innegable.

regalos orquídeas flores descuento

Como no soy muy de ramos, de momento
aunque creo que estoy evolucionando, y como hace unos días se me rompió la tapa
de un precioso frasco de cristal de IKEA en el que guardaba las galletas, pues
he decidido que ese va a ser el emplazamiento de mi próxima adquisición: una delicada orquídea que espero no se me muera a la primera de cambio.
Ya le he encontrado el sitio, luminoso
pero sin sol directo y ya he encontrado incluso donde pedirla ¿conocéis
florachic? ¡Pues este es el momento!
Si andáis pensando en comprar un ramo
de flores o una orquídea como yo, podéis echarle un vistazo a su web porque
tienen de todo, para todos los gustos y para todos los bolsillos.
Difícil no encontrar algo que se
ajuste a vuestro presupuesto y a vuestros gustos, pero por ayudar un poco más,
que sepáis que si ponéis el código #FloresFullTime tendréis un 10% de descuento
en vuestro pedido.
Sí, así de sencillo ¿no es aún más bonita la idea de poner
una flor en nuestra vida con descuento incluído?

Los dos solos

Que el curso se acaba para todos y que
todos necesitamos desconectar de la rutina
, es innegable. A veces esa
desconexión se traduce en un momento de conexión pero sólo de los adultos, sólo
de la pareja.

momentos recuerdos vivencias

¿Cuándo fue la última vez que salisteis
sin niños? ¿Cuál fue el último plan que os regalasteis en el que no se habló de
exámenes del colegio o pruebas del equipo de baloncesto o fiestas de fin de
curso o extraescolares que no terminan nunca o ropa que se les queda pequeña de la noche a la mañana o de visitas médicas que se posponen hasta que llegan las vacaciones escolares?¿Cuándo decís que fue eso?
Si os cuesta recordarlo este es el
momento de encontrar precisamente eso: un momento para los dos solos.
Una cena y un cine o un teatro, una
charla tranquila en la terraza, en el jardín o donde sea pero en la que habléis
de vosotros, en primera persona. Es sano, es necesario y creo que precisamente
en verano es un poco más fácil conseguirlo ¿no os parece?

Sólo para mí: kimono, sombrero y botella

Ya sé que fue la prenda estrella del
año pasado pero a mí se me pasó así que este año quiero uno, un kimono delicado
de seda y con esa caída lánguida que sienta tan bien.
KimonosWhisList_Summer2017


No me decido aún por cual pero antes
de irnos de vacaciones tengo que meter uno en mi maleta, por lo que pueda
pasar, a ver si va a refrescar por la noche y cojo frío por no haber llevado un
kimono aparente.
Y si el kimono es ideal para las
noches que refresquen que espero que haya alguna, el sombrero de paja es
perfecto para los días de sol y de playa. Tengo una relación rara con los
sombreros, me encantan pero luego no me animo a ponérmelos, sin embargo está
tan complicado el tema del sol que creo que llevarme uno a la playa va a ser
imprescindible este año.
Whislist_Summer2017


Claro que a la protección del sombrero
hay que añadirle la hidratación para no morir en el intento de pasar el día en
la playa o de excursión, por eso y porque me he enamorado desde hace tiempo de estas botellas. Son prácticas, son respetuosas con el medio ambiente, son
reciclables y encima son una preciosidad. Seguro que más de una y más de dos de
las que me leéis ya tenéis una de estas botellas en casa, ya… yo soy de llegar
un poco más tarde pero ¡¡llego!!

¿Qué os ha parecido mi whislist de
verano?¿De lo más completita, verdad?

Lo que pringa el machismo y más con este calor

machismo igualdad verano político
Yo creo que es el calor, el calor que
derrite el cerebro y abotarga los sentidos. Tiene que ser eso porque si no, no
entiendo estos días que hemos tenido en los que el machismo más rancio, el de
palillo en la boca y escupitajo al suelo, ha surgido en nuestras vidas otra
vez.
Y claro era inevitable que me
remangara los pantalones y me metiera en el charco, porque una está un poco
harta de que le hablen de educación desde los atriles mientras le pegan patadas
en el culo a la igualdad de género. Y aquí estoy, aquí estamos porque espero que
sigas leyendo…

Sí era inevitable que os contara lo
que me ha parecido el “Momentazo Hernando” en el Congreso de los Diputados, ese
momento en el que la caspa se subió a la tribuna de oradores y se hizo sitio a
codazos.
Hernando nos tiene acostumbradas a sus lindezas, bueno es de esos hombres muy hombres que en algún pasillo ha intentado
agredir físicamente a sus contrarios parlamentarios como le pasó con Rubalcaba
hace algunos años.
Con esa incontinencia en lo que
agresiones se refier
e pues claro, no se iba a cortar un pelo con una mujer por
muy parlamentaria que sea, por muchos méritos propios que tenga y por muchas
vueltas que le dé a él en educación, respecto y empatía. No, Rafa de eso no
tiene mucho por lo que se ve.

Se quitó el palillo de la boca y soltó
lo que piensa ni más ni menos, porque sí, Rafa lo piensa. Se cree gracioso y
cree que los demás también le encontramos gracioso.

Es cierto que alguna de sus compañeras
de bancada
, diputadas electas por los ciudadanos y las ciudadanas, también lo
piensan y también lo soltaron en sus perfiles de twitter porque ellas no iban a
subir a la tribuna, ni para decir eso ni para decir nada.
Además es que twitter es tan cómodo,
debieron pensar, doy rienda suelta a lo que pienso, al machismo que llevo en el
ADN y si se lía muy parda pues borro el tuit y solucionado. Pío, pío que yo no
he sido.
¡Qué grandes son algunos periodistas
que hacen capturas de pantalla de esos tuits que sospechosamente desaparecen al
cabo de las horas!

De mujeres y hombres

mujeres hombres machismo agresividad

Rafa no disimula, Rafa es como es,
plano. Además, hay que tener en cuenta que para el arte de la mentira y el
disimulo es imprescindible ser inteligente
y claro, ahí Rafa pincha en hueso.
Rafa y sus compañeras, no las
olvidemos. Mujeres diputadas, mujeres votadas por otras mujeres, mujeres que
han podido ejercer su derecho al voto gracias a la lucha de otras mujeres
anteriores a ellas, otras mujeres que tuvieron que enfrentarse a machismos y a
golpes, algunos provenientes de las mujeres de su época, como las diputadas tuiteras de las que os hablo.
El círculo se cierra. No es tanto una
cuestión de género como de ideología
, es evidente y para una ideología que no
entiende de derechos sociales más allá de lo básico, que no entiende de
solidaridad sino de caridad, que no entiende de igualdad sino de hegemonía.
Para esa ideología hay mujeres y mujeres e Irene no es una de las suyas.
Que no pasa nada porque Celia juegue
al CandyCrush y su marido sea asesor del partido desde tiempos inmemoriales,
que es que “Celia es de las nuestras” y es más maja aunque sí, vaya boquita tiene Celia
que hasta la presidenta del Congreso le tiene que llamar la atención con
vehemencia.
Que no pasa nada porque a Andrea, la hija de
Fabra se le escape semejante taco en el hemiciclo dedicado a los desempleados,
es que es joven y claro, aún no sabe que los tacos se dicen en bajito, que
todos sabemos que en el fondo tiene razón y que ella está ahí por méritos
propios y que quien no trabaja en este estupendo país es porque no quiere, no
hay más que verla a ella además que “Andrea es de las nuestras” y punto.

machismo igualdad género ideología

Ellas son de las suyas e Irene no.

En una entrevista a un medio de
comunicación femenino (este concepto me cuesta asumirlo, lo reconozco) la
presentadora de televisión Tania Llasera, comentó lo que pensaba hacer en la crianza de su próxima hija y la lió parda.
Está embarazada, será su segundo bebé,
sabe lo que vivió con el primero y quiere evitarse sufrimientos, lo ha coordinado
con su pareja y están de acuerdo, sólo quieren conciliar su vida laboral y
familiar, sólo quieren cuidar su salud la de los cuatro y sólo quieren ser
felices pero… para algunas de sus seguidores eso significa que “ya no es de las
suyas”.
Esto de la intolerancia es muy
cansado, estar todo el tiempo pendiente de lo que hacen los demás para criticarlo o para mofarse, para cuestionarlo o para despreciarlo es pringoso
pero hay gente que encuentra el sentido a su vida en sentar cátedra con lo que
dicen
, hay quien confunde la dialéctica con el insulto y el diálogo con la
discusión y regala sus opiniones y sus juicios aunque nadie se los haya pedido
como si fueran las tablas de la ley, dogmas de fe, verdades reveladas.
A ver si se pasa el calor pronto
porque no sé si voy a poder seguir limpiándome los ojos al leer tanto machismo
en las redes, en la prensa, en el ambiente en general… ¡qué pringoso todo!

Del libro a la serie, del papel a la televisión

series televisión ocio niños adultos
El miércoles pasado os hablaba de una película que se estrena este fin de semana surgida a partir de una saga de
libros y he caído en la cuenta de las numerosas series que últimamente
consumimos en casa que han evolucionado así, del papel a la televisión.

De eso vengo hoy cargadita, de esas
series que nos gustan, que estamos viendo, que acabamos de terminar o que vamos
a empezar a ver y que han nacido en el papel de un libro.

¿Os apetece el paseo? Lo mismo alguna
de nuestras series os viene bien para las tardes de este verano pero ya os digo
que no, no todas son infantiles y algunas quizás mejor verlas cuando los niños
no anden por casa aunque eso, como siempre, dependerá de la edad, de la
madurez,…

Ana de las tejas verdes

serie infantil Netflix
Esta la hemos empezado hace bien poco,
vamos por el primer capítulo y en algún momento he tenido que parar para
explicarle a ElCanijo las condiciones de vida de muchos niños huérfanos a lo
largo de la historia.
No, no habíamos visto la anterior
versión ni hemos leído los libros pero esta nueva versión nos está encantando,
empezando por su original cabecera, pasando por la ambientación y terminando por la elección de los actores, tiene pinta de que nos va a encantar, sí.

Una serie de catastróficas
desdichas

Al principio, así por la carátula y lo
que contaba Netflix en el inicio de sesión, no le llamaba demasiado la atención
a ElCanijo pero nos pusimos a ver el primer capítulo juntos y los demás fueron
cayendo en el transcurso de un viaje en coche.

Lo de descargarte las series y poder
ver los capítulos sin conexión es uno de los mejores inventos que han llegado a
casa.

Es entretenida y sorprendente, es
distinta a las series típicamente infantiles, tiene ese puntito de inocencia e
ingenuidad, el malo es fácilmente distinguible y los bueno son los niños así
que ¡no se puede pedir más!
Además, es que está bien hecha. Se han
cuidado los detalles de la producción y de la puesta en escena y el
protagonista principal es uno de esos actores camaleónicos que disfruta
disfrazándose y metiéndose en la piel de personajes completamente antagónicos,
ya conocéis cómo se las gasta Neil Patrick Harris.

Por trece razones

En esta hicimos más o menos lo mismo
pero fue con ElMayor como era de esperar, verla completa le llevó poco más de
una semana.
Son trece capítulos en esta primeratemporada, como ya os contaba hace unas semanas, están ya inmersos en la
segunda temporada de esta controvertida serie que ha despertado muchas
conciencias, algunas a favor de la historia y de la forma de contarla y otras
no tanto.
Recomendable para los niños más
mayores de casa, los que salen a los patios de los institutos cada mañana, los
que tienen que aprender a usar sus móviles y a modular sus comentarios en las
redes sociales, los que sienten las miradas de los demás sobre su cuerpo, sus
errores o sus aciertos.

Los pilares de la tierra

Nos encantó, a los adultos de la casa
y quizás este verano la pueda ver ya ElMayor, tendré que revisar algunas cosas
antes…
La historia es magnífica, la
adaptación me pareció muy acertada, los personajes son redondos y el casting
está muy bien hecho. En general es una gran serie sobre un gran libro, no se le
puede poner un pero porque además, se termina, es decir que no pretendieron
alargarla y alargarla dado su éxito de audiencia y eso a veces es de agradecer.

Hermanos de sangre

Esta no la hemos visto pero esta en
nuestra enorme lista de “series que tenemos que ver en cualquier momento”.
Las críticas han sido espectaculares y
algunos de los mejores actores actuales, salieron de estas historias bélicas
que ya tienen sus añitos.
Quizás el ojo de Spielberg y Hunks
ayudara a crear un producto tan redondo según todos los que la han visto (y a
los que conozco o he leído, lo mismo a alguien no le ha gustado la serie pero
yo no me he enterado, puede ser..).
Reconozco que las historias bélicas
así a priori no me empujan al sofá pero haré una excepción con esta, pasado el
primer capítulo no habrá quien me separe de la tele… o eso espero.

Sherlock

Muy fan de esta serie, de la última
que se ha hecho porque series sobre este personaje y estos libros hay alguna
anterior pero no, yo os hablo de la de Benedict Cumberbacht y Martin Freeman.
Tiene un punto oscuro y una narrativa
compleja que le da un atractivo especial, obviamente los actores están
estupendos y las historias de este Sherlock algo pedante y muy actual, son
enrevesadas y adictivas.
Me gusta ¿se nota mucho?

El cuento de la criada

Otra en mi lista de pendientes.
Reconozco que por culpa de Ana Ribera primero puse en mi lista de “libros que
me tengo que empezara leer en cuanto termine el que tengo a medias”
el libro
original de Margaret Atwood pero es que ahora con la serie, pues lo mismo
empiezo por verla a ver si es tan intensa y tan adictiva como dicen.
Sí, eso de la distopía feminista suena
profundo e intelectual ¿verdad? pero después, rascando un poco de aquí y de
allá resulta que el tema de la historia de esta criada es de esos secretos a
voces.
La opresión de la mujer, de la mujer
pobre concretamente, la sumisión a la sociedad patriarcal, la negación de sus
derechos más básicos envolviéndolo todo en el bien común. Sí, le tengo ganas
aunque me haga sufrir como reconocía hace sólo unos días Sara en su muro de Facebook.

Juego de tronos

juego tronos libros series

Claro, la serie basada en una obra
literaria más conocida de la historia de la televisión a nivel mundial,
podríamos decir sin miedo a exagerar ni un ápice.

Repasando la quinta temporada, después
vendrá la sexta y así llegaremos al estreno de la séptima el mes de julio, así
estamos para que os hagáis una idea.
Una historia muy coral, muchos
personajes llevan el peso de las tramas y al final las confluencias vienen
cargadas de sorpresas. No es perfecta pero le falta tan poquito para
conseguirlo que lo parece.

Encantados estamos de que nos haga
llorar a veces y nos sorprenda otras tantas con los giros de guión. Encantados
con los personajes que son redondos, cargados de aristas que les definen y les
hacen humanos. Hasta los buenos tienen un lado menos soleado en su alma y los
malos un resquicio… no, los malos son peor que un dolor de muelas.